Porción 140: La carga ligera de su pueblo.

Texto áureo: Dt. 29.16-29

Lecturas para adultos en la semana:
Dt. 29.16-29; 2 R. 19; Jon. 1-2; Jon. 3-4; Mt. 11; Lc. 15

Descripción del tema:
1. Dt. 29.10 muestra que la atención de Dios es sobre toda su comunidad sin importar la responsabilidad o influencia que hayan tenido. Y más adelante, en el v.12, va a utilizar dos palabras para señalar que no solo está al tanto de ellos, sino que también se involucra en su diario vivir y destino. La palabra brit (בְּרִית) implica un ‘pacto para hacer lo correcto’, mientras la palabra alah (אָלָה) implica un ‘juramento para aceptar las malas consecuencias’. Y esto es lo que hace que Dios les confirme como pueblo de Él. El v.13 termina diciendo que Él es Dios de un pueblo cuando este escoge serlo a la manera de Él. Es decir, que ese dios que las personas acomodan a sus gustos y antojos no es el Dios creador de los cielos y la tierra que la Biblia describe, sino que ellos son los propios dioses de sí mismos. Es al único Dios al que hay que moldearse y esa acción humana se llama: Arrepentimiento.

2. Algunos a lo largo de la historia han preguntado: ¿Por qué Dios pone leyes y luego inculpa, no sería mejor no haber puesto leyes y así no habría culpa? En primer lugar, se debe entender que sus leyes las impone por su perfección y omnisciencia como enseña nuestro texto áureo. Él sabe que al hombre le conviene por necesidad suprema cada uno de esos absolutos legislativos y la forma en que se organizan. Él conoce la naturaleza limitada y la pecaminosidad del ser humano, que es la causa real de su culpabilidad. Como hemos dicho en otras porciones la ley de Dios ayuda, entre otras cosas, a descubrir esa culpa humana.

3. El texto revela un misterio (v.18) que por siglos se ha podido confirmar: Hay un remanente firme que, a pesar del pecado del resto del pueblo, ha permanecido fiel. Por eso el pasaje menciona a los varones (porque puede haber hombres que lo hagan), mujeres (porque puede haber mujeres que lo hagan) e inclusive tribu (porque puede haber comunidades completas dentro del pueblo que lo hagan), sin embargo, no menciona al pueblo en su totalidad como tal, porque siempre ha existido un remanente fiel. Algunos reyes, los profetas y los apóstoles son ejemplos de ese remanente que se puede citar, y es a este grupo de fieles reales que viven bajo la promesa de Dios a los que el Señor llama su iglesia[1].

4. El texto revela algo que muchas veces por el desconocimiento que se tiene se llega a conclusiones muy lejos de su realidad (vv.22-28). Las naciones que quedaron en la tierra prometida tuvieron en algún momento de sus vidas a Dios como Señor y le abandonaron yéndose tras otros dioses. Esta es la causa de la sentencia de Dios sobre ellos y no un simple privilegio sobre el pueblo escogido que debía arrasar con ellos al llegar a sus tierras.

Preguntas:
a) Explique lo que entiende usted por arrepentimiento con una ilustración.

b) ¿Cómo se puede explicar el concepto “remanente” en la historia de Israel hasta Jesús? Ponga dos ejemplos.

c) ¿Cómo se puede explicar el concepto “remanente” desde la muerte del apóstol Juan hasta hoy? Ponga dos ejemplos.

 


 

[1] La palabra iglesia viene del griego ekklesia (ἐκκλησία). Si alguien tuviera toda su Biblia en griego, como aquellos cristianos del desierto que usaban la Septuaginta, encontraría la palabra ekklesia más veces en el TaNaK que en los Escritos apostólicos.