Porción 98: La realidad que purifica.

Texto áureo: Nm. 19

Lecturas para adultos en la semana:
Nm. 19; 1 Cr. 22-23; Mal. 3.1-5; Mr. 1.40-45; Hch. 21.37-22.30; Hb. 13

Descripción del tema:
1. Como se ha señalado, los jukim son aquellas disposiciones dentro de los 613 mandamientos que retan la lógica, porque son ilustraciones “proféticas” que Dios ha querido poner a nuestro alcance. Por eso se debe entender que, aunque cumplirlas pudiera traer algún regocijo, su esencia va más allá de eso: Son la sombra de una realidad. Y aunque la realidad no elimina necesariamente esa sombra siempre, cuando estamos ante la sombra siempre miramos más allá de ella, a su realidad. Por ejemplo, al ver la sombra de alguien que no conocemos, aunque no le conocemos ya la sombra nos anuncia que hay alguien. Sin embargo, cuando vemos la sombra de alguien que conocemos bien, mientras más le conocemos mejor le reconocemos en su sombra.

2. El rojo simboliza violencia, mientras el blanco libertad o santidad. El significado de estos colores se relaciona directamente con el becerro que Moisés quemó y echó en el agua. Esta vaca de manera general simbolizaba la limpieza total que el hombre precisa aun después de ser perdonado. La vaca roja es uno de los jukim que anuncia directamente el sacrificio por el pecado que haría el Mesías siglos después.

3. Como ella representaba esa consumación de la liberación del pecado, al llevarlo encima, era sacada del campamento sus cenizas en aguas que serviría de purificación a los que venían de afuera. Desde allí serviría como “cuidadora” del campamento de Israel, pues para entrar se debía pasar por donde se encontraba, sirviendo como una especie de filtro de purificación de todo aquello que les pudiera contaminar.

4. Esta vaca no podía haber sido enyugada nunca, pues también simbolizaba la libertad sobrenatural que Dios produce en el hombre sobre su rebeldía y pecado. De forma específica ese yugo representa la doctrina que justifica o enaltece al pecado, la cual le esclaviza.

5. Dios, que conoce los retos y el futuro del ser humano, da la enseñanza de la purificación antes de la muerte de Miriam y Aarón, pues con sus funerales el pueblo quedaría contaminado precisando de una limpieza para esa impureza y así poder entrar luego a la tierra prometida.

Preguntas:
a) ¿Cómo conectaría usted la sombra de la vaca roja con su realidad (Jesucristo)?

b) ¿En qué sentido pudiera aplicarse el texto de 1 Pedro (en las lecturas de esta semana) al tema de la porción?

c) ¿En qué sentido pudiera aplicarse el texto de Malaquías (en las lecturas de esta semana) al tema de la porción?

d) Investigue en el texto áureo en qué sentido esta purificación pudiera encerrar una aparente contradicción en sí misma. Debata con sus compañeros de clase qué se puede aprender de esto.